Deniegan petitorios mineros superpuestos con pueblo Shawi

Imagen referencial del río Yanayacu. Foto: Jesse Kraft/123RF.com

  • Minería en esta zona afectaría los derechos del pueblo indígena y pondría en riesgo la cuenca hidrográfica que abastece de agua a la ciudad de Yurimaguas.

La Amazonía se caracteriza por la abundancia de recursos naturales que alberga, por lo que resulta un espacio geográfico atractivo para el desarrollo de actividades extractivas. Sin embargo, estas pueden afectar irreparablemente los ecosistemas, la continuidad de los recursos, la vida de las comunidades y poblaciones aledañas y contribuir con problemáticas como el cambio climático, si se realizan indiscriminadamente. En este sentido, el Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico (Ingemmet) ha denegado 19 petitorios mineros que se superponían con el Ecosistema Frágil Pueblo Shawi, en Loreto.

Esta denegación argumenta que el desarrollo de actividades de exploración y explotación minera traen consigo la pérdida de cobertura vegetal y podrían poner en peligro flora y fauna endémica, así como afectar la provisión de servicios ecosistémicos que brinda la zona de Pueblo Shawi. Para llegar a estas conclusiones, Ingemmet tomó en cuenta las opiniones técnicas del Servicio Nacional de Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor) y de la Autoridad Regional Ambiental (ARA) de Loreto.

La actividad minera es incompatible con ecosistemas frágiles

Según la opinión emitida por el Serfor, las actividades de exploración minera traen consigo la habilitación de caminos de acceso, la colocación de materiales o residuos, o la construcción de infraestructura, razones por las que “la exploración minera no debería darse en ecosistemas frágiles, al existir una prohibición expresa establecida en el artículo 7 del Reglamento de Protección Ambiental para las actividades de Exploración Minera”.

Asimismo, la prohibición de exploración minera en esta zona se extiende a la explotación en sí, por lo que Serfor considera no se deben aceptar petitorios mineros que se superpongan con los ecosistemas frágiles incluidos en su lista sectorial.

Por su parte, Tony Mori, gerente del ARA Loreto, hace énfasis en la incompatibilidad de esta área con actividades mineras, pues no solo se trataría de un ecosistema frágil, sino que también estaría considerado dentro del módulo I de la zonificación forestal, según el cual se convertiría en una zona de conservación y protección ecológica.

El gerente del ARA también recuerda que “existe una ordenanza para la protección del Paranapura, cuenca que abastece de agua a Yurimaguas, y es alimentado por el Yanayacu y Cachiyacu, ríos que nacen de quebradas ubicadas en la zona de Pueblo Shawi”.

En este sentido, Mori reconoce que, “si bien la riqueza de Loreto está en su biodiversidad, este potencial de desarrollo debe ser bien llevado con un manejo sostenible de los recursos y con verdaderos instrumentos de gestión que permitan orientar la inversión del Estado hacia las zonas en las que se pueden desarrollar actividades sin afectar los ecosistemas”.

Foto: The Field Musseun/ Inventario Biológico Rápido Cerro Escalera

¿Actividad económica o resguardar el bosque?

“Probablemente esta denegación puede generar que se piense que estamos opuestos al desarrollo o somos obstruccionistas. Sin embargo, nosotros (ARA) tenemos que decidir que es primero: ¿la vida de las personas o una actividad económica?”, reflexiona Tony Mori, quien destaca la responsabilidad del ARA de proteger los recursos naturales necesarios para el desarrollo de la vida de las poblaciones, así como de conservar la Amazonía para hacer frente al cambio climático.

Imagen referencial de Yurimaguas. Foto: Actualidad Ambiental

Entendiendo que el Paranapura es la cuenca que abastece de agua a más de 128 comunidades en Balsapuerto y de donde se capta el agua potable para la ciudad de Yurimaguas, Mori, recalca que “si ponemos en una balanza el hacer minería en un área que afecta directamente a la cuenca del Paranapura, por un lado, y conservar esta zona porque es la principal fuente de agua para toda una ciudad, por el otro, obviamente va a primar el tema de la provisión de agua”.

Mecanismos legales de protección 

Algo que trasciende de la denegación de petitorios mineros en el Ecosistema Frágil Pueblo Shawi, es la eficacia que tienen los mecanismos de protección técnica y legal para asegurar los recursos y los espacios de importante valor ambiental y social. Pues, como indica el funcionario del Gore: “No se trata solamente de tener la voluntad de hacer las cosas, sino que esta tiene que estar respaldada por un instrumento legal y en ese sentido estamos trabajando como ARA. Entonces, lo importante de este proceso es que se han logrado construir instrumentos ambientales técnicos y normativos que son los que nos han permitido salvaguardar el recurso en esta zona”.

Un precedente para futuros petitorios

Tanto el Serfor como el ARA han resaltado la importancia de que se les consulte en este tipo de procesos. El primero en mención resalta la existencia de un memorando con el que establecen un informe que debe ser usado para dar atención a futuros pedidos de opinión de Ingemmet sobre concesiones mineras en zonas superpuestas a ecosistemas considerados como frágiles.

“Reconozco el trabajo de Ingemmet, que ha tenido por bien pedir nuestra opinión, porque muchas instituciones a veces desconocen que hay ciertos instrumentos legales y técnicos que ayudan a tomar este tipo de decisiones. Sin embargo, esta institución sí nos ha pedido una opinión técnica vinculante”, manifiesta el gerente del ARA Loreto.

La biodiversidad de Pueblo Shawi

Pueblo Shawi se ubica en el distrito de Balsapuerto, provincia de Alto Amazonas (Loreto), justo en límite con el departamento de San Martín. Y le debe su nombre al pueblo indígena que habita ancestralmente este territorio, el cual resalta por su gran biodiversidad en la que se distinguen 6 de los 20 sistemas ecológicos de la región –según la ficha técnica de ecosistemas priorizados de Loreto– con la presencia, entre otros, de los llamados bosques de neblina, con árboles de hasta 30 metros de altura, debido a la presencia de una cubierta casi permanente de nubes.

Foto: Diario La Región

Su flora está compuesta por aproximadamente 183 especies silvestres. En cuanto a su diversidad de fauna se han identificado en esta zona 332 especies de aves, entre las que se observan 5 especies amenazadas, 22 de mamíferos, 7 de estas en situación de amenaza, 3 en peligro de extinción, como el mono choro y el lobo de río, y 3 en categoría de vulnerabilidad, resalta aquí el oso de anteojos. Además, se han registrado 26 especies de anfibios y 19 de reptiles.

Esta área también es responsable de los servicios ecosistémicos de provisión de alimento y fibra, regulación de agua para las comunidades locales asentadas a lo largo de los ríos Paranapura y Cashiyacu, regulación de la erosión, dado que la conservación de la cobertura boscosa de las montañas del Kampu Piyawi evita los deslizamientos de tierra hacia los ríos. Y servicios culturales, pues este lugar posee un importante valor espiritual para el Pueblo Shawi al encontrarse en este sitio petroglifos de Kumpanamá en Balsapuerto, por ejemplo.

Foto: The Field Musseun/ Inventario Biológico Rápido Cerro Escalera

 

DATO:

  • La Ordenanza Regional 019-2018-CR-GRL declara de interés público regional la Conservación de la Diversidad Biológica y Cultural del Territorio Comunal del Pueblo Shawi, con una superficie de cincuenta y ocho mil quinientos cuarenta y cuatro hectáreas con cinco mil trescientos metros cuadrados (58 544.53 ha).

 

NOTAS RELACIONADAS

[[FOTOS] Loreto: conoce el Área de Conservación Regional Maijuna Kichwa]

[[FOTOS] Loreto: Conoce el Área de Conservación Regional Alto Nanay – Pintuyacu Chambira]

[[FOTOS] Loreto: Conoce el Área de Conservación Regional Comunal Tamshiyacu Tahuayo]

[[FOTOS] Loreto: Conoce el Área de Conservación Regional Ampiyacu Apayacu]

[Loreto: Minería ilegal amenaza río Nanay y dos áreas protegidas]



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

sixteen + one =