En el 2016 se recuperaron 600 animales silvestres en Piura
trafico_fauna_silvestre_serfor_actualidad_ambiental_3

Foto: Serfor

El Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor), del Ministerio de Agricultura y Riego, reportó que en el 2016 logró recuperar 600 animales silvestres que se buscaba traficar en la región Piura.

Los pericos esmeralda (Forpus coelestis) y los pacazos (Iguana Iguana) figuran entre las especies más rescatadas. La lista incluye loros cabeza roja (Aratinga erythrogenys) y boas mantona (Boa constrictor constrictor), que se buscaba trasladar ilegalmente a Lima vía transporte interprovincial.

Algunas especies fueron recuperadas porque sus dueños las tenían como mascotas y decidieron abandonarlas. En esos casos podemos encontrar monos choro común, machín blanco y negro, gatos montés, osos hormiguero, osezno de anteojos, tortugas motelo y taricaya, gavilanes, loros, halcones, guacamayos y aguiluchos.

Varias de estas especies conforman la “Lista de Especies Amenazadas de Fauna Silvestre Legalmente Protegidas” que fue publicada en abril del 2014. Por ejemplo: el mono choro común (Lagothrix lagotricha) y el gato montés (Leopardus jacobitus), que se encuentran en la categoría “en peligro”; o el oso andino (Tremarctos ornatus) y la taricaya (Podocnemis unifilis), que están en la categoría “vulnerable”; o el gato andino (Leopardus colocolo), que está en la categoría de “datos insuficientes” (categoría creada como medida preventiva para su conservación).

En otros casos, hay representantes de una especie distinta de la señalada en la información del Serfor, pero que pertenecen al mismo género, como la boa de costa (Boa constrictor ortonii), ubicada en la categoría “en peligro”; el gavilán semiacollarado (Accipiter collaris), el gavilán cangrejero (Buteogallus anthracinus), el periquito de cara amarilla (Forpus xanthops), el loro de ala negra (Hapalopsittaca melanotis), el loro de cara roja (Hapalopsittaca pyrrhops), que se encuentran en la categoría “vulnerable”. Finalmente, en la categoría “casi amenazado” encontramos al loro de lomo rojo (Amazona festiva), al guacamayo rojo verde (Ara chloropterus), al guacamayo escarlata (Ara macao), al loro de abanico (Deroptyus accipitrinus), al halcón de pecho naranja (Falco deiroleucus), al halcón peregrino (Falco peregrinus) y al loro de ala bronceada (Pionus chalcopterus).

andean-cat-sitting-in-shade

Gato montés (Leopardus jacobitus). Foto: www.arkive.org

Por otro lado, 3 de las 4 principales especies de fauna silvestre que, según el reporte de Serfor, se traficaron más en Piura se encuentran en la lista de especies de fauna silvestre peruana en los apéndices de la CITES (por las siglas en inglés de Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestre): los pericos esmeralda (Forpus coelestis), los pacazos (Iguana iguana) y boas mantona (Boa constrictor constrictor).

La lista de animales CITES tiene por finalidad velar por un comercio internacional de especímenes de animales y plantas silvestres que no constituya una amenaza para su supervivencia. Dentro de las listas CITES hay tres apéndices o categorías, siendo los I y II los más estrictos. Las 3 especies se encuentran en la categoría II, que comprende especies que sin estar en peligro de extinción podrían llegar a esa situación a menos que su comercio se realice con una reglamentación estricta.

1_iguana

2_pericos3_boa

Según la información del Serfor, los especímenes de fauna fueron liberados luego de una evaluación de su estado de salud.

El ingeniero Rafael Velásquez Campos, responsable de la Administración Técnica Forestal y de Fauna Silvestre (ATFFS) Piura, señaló que las personas que compran un especímen de fauna para tenerlo como mascota atentan contra el bienestar del espécimen, de los bosques, de todo el ecosistema y la salud de las personas que se encuentran en contacto con ellos.

La Ley Forestal y de Fauna Silvestre (Ley N° 29763) establece como infracciones muy graves: cazar, poseer, adquirir, comercializar, exportar, transportar recursos de fauna silvestre sin la autorización de la autoridad competente o, que provengan de centros no autorizados. La sanción implica el pago de una multa superior a los 40 mil 500 soles, a partir de enero del año 2017, lo que equivale a más de 10 Unidades Impositivas Tributarias (UIT).

<En el 2016, en Lambayeque se recuperó más de 860 especies de fauna silvestre>

trafico_fauna_silvestre_serfor_actualidad_ambiental_4

Foto: Serfor

Actualidad Ambiental consultó con los abogados Jean Pierre Araujo y Úrsula Arens, integrantes del Programa Forestal de la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA), para contextualizar la información de Serfor.

¿600 animales recuperados en 1 año en Piura podría dar una idea de la cantidad total de fauna silvestre que se trafica cada año en la región?

Úrsula Arens señala: “600 es un número significativo pero debe ser evaluado en un contexto más amplio que solo el departamento de Piura. Esta localidad es un hub importante en el tráfico ilícito de fauna silvestre ya que allí llega gran cantidad de especímenes extraídos principalmente de la Amazonía”.

Jean Pierre Araujo indica: “La importancia de mejorar los niveles de control del tráfico ilegal de fauna silvestre en Piura debe ser visto en un contexto macrorregional, en el cual Piura resulta un departamento muy importante porque es parte de un corredor vial que permite el tráfico internacional de especies de fauna silvestre, en muchos casos, tal y como lo señalan los hallazgos de la noticia de procedencia ilegal. Podemos apreciar que gran parte de las especies recuperadas provienen de la región amazónica, lo que da una idea de las distancias y diversos controles que han logrado atravesar a lo largo del país a fin de poder ser comercializados en zonas transfronterizas”.

<Presentan la “Estrategia nacional para reducir el tráfico ilegal de fauna silvestre al 2021”>

fauna_silvestre_trafico_actualidad_ambiental_npc_5

Foto: Neotropical Primate Conservation

¿Cuál es el proceso para que un animal recuperado pueda ser liberado, considerando que muchos proceden de la Amazonía?

El reglamento forestal exige una serie de análisis previos antes de liberar al espécimen, como: aspectos ecológicos, distribución natural de la especie, identidad taxonómica, salud pública, salud animal, salud ambiental y bioseguridad. (Art. 197 Reglamento para la gestión de la fauna silvestre).

Se reporta 600 animales recuperados en 1 año, ¿por qué no hay personas detenidas por esos animales recuperados?

“En muchos casos los infractores huyen o utilizan identidades falsas para embarcar a los especímenes en medios de transporte terrestre. Lo otro es que no se los puede identificar porque escapan o nunca son identificados”, concluye Jean Pierre Araujo.

<Noga Shanee: Perú tiene uno de los niveles más altos de tráfico de fauna silvestre en América Latina>

<Más información sobre tráfico de fauna silvestre>



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

thirteen − 5 =