Tercera cría de oso de anteojos fue recuperada y ahora vivirá en cautiverio  

Foto: Serfor

  • Serfor alerta que la deforestación en Puno es una de las principales causas de la pérdida del hábitat de estos mamíferos.

 

En tan solo cuatro meses, el Servicio Nacional Forestal y de Fauna Silvestre (Serfor) reporta el hallazgo de una tercera cría de oso andino (Tremarctos ornatus) de apenas dos meses de edad y alerta la deforestación de sus hábitats en la selva del departamento de Puno.

El osezno fue entregado por una ciudadana al Puesto de Control Forestal y de Fauna Silvestre Maravillas del Serfor Puno, ubicado en la ciudad de Juliaca. Según relató, encontró al pequeño oso abandonado en la carretera de Aporoma, ubicada en el distrito de Phara, en la provincia de Sandia.

Se trata de un ejemplar macho que mide menos de 30 centímetros, pesa un kilo aproximadamente y, debido a su corta edad, difícilmente podría sobrevivir en su hábitat natural. Por eso, después de que los especialistas del Serfor atendieron al pequeño oso y luego de determinar su buen estado de salud, este fue trasladado al Parque de las Leyendas de Lima, donde se encuentra en cuarentena y recibe todos los cuidados necesarios.

Con este rescate, suman tres las crías de osos de anteojos rescatadas en los últimos cuatro meses en el departamento de Puno. El primero fue hallado el 5 de octubre, el segundo el 4 de noviembre de 2020 y el tercero el 8 de enero del presente año.

Deforestación afecta su hábitat

Según la Unidad de Monitoreo Satelital (UMS) del Serfor, que reporta los impactos al patrimonio forestal, en el sector donde se halló el primer osezno, se registró, en el 2020, un total de 259.70 hectáreas afectadas por incendios forestales. Mientras que en la zona donde apareció la tercera cría, se visualizó la deforestación de 571.3 hectáreas debido a la misma causa. Ambos sectores están ubicados en la provincia de Sandia.

De otro lado, en el distrito de Ayapata, sector Selva Alegre, en la provincia de Carabaya, donde se recuperó a la segunda cría de oso andino, se registró la deforestación de 30.31 hectáreas, debido al cambio de uso de suelo para instalar parcelas de cultivo sin autorización.

Además, se precisa que, entre los años 2001 y 2019, la pérdida de cobertura de bosque en los distritos de Ayapata fue 9238.68 hectáreas, en Phara alcanzó las 504.09 hectáreas y en Sandia fue de 196.56 hectáreas.

[Osezna de anteojos rescatada en Puno vivirá en el Parque de las Leyendas]

Las otras dos crías halladas el año pasado también viven en el Parque de las Leyendas. Foto: Municipalidad de Lima

Apoyo de la población

El biólogo Grover Idme Hañari, Administrador Técnico del Serfor Puno, indicó que se implementará acciones de control y mayores acciones de sensibilización y capacitación a las autoridades y poblaciones locales de las zonas donde se registra la distribución de esta especie.

Manifestó que esta situación resulta sumamente preocupante, porque la extracción del oso andino de su hábitat natural afecta los bosques y ocasiona un desequilibrio en el ecosistema. Esta especie es clave para la regeneración de los bosques andinos.

“Las crías de osos andinos dependen de sus madres hasta los 2 años y aprenden de ella a sobrevivir en su hábitat (buscar comida, encontrar refugio, cuidarse de los predadores, trepar, etc.), al quedar desamparados, estos animales requieren del cuidado del hombre, por lo que lamentablemente pasarán el resto de sus vidas en cautividad”, enfatizó Idme Hañari.

Asimismo, agregó que han pedido a la población “proteger esta especie y evitar capturarlos. Debemos aprender a convivir de forma armónica con esta y otras especies que habitan nuestros bosques”.

Dato:

  • En Puno, el oso andino —también conocido como oso de anteojos o Ucumari— se distribuye en las zonas amazónicas de la provincia de Sandia y en el bosque nublado de la provincia de Carabaya del departamento de Puno.


COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

3 × five =