Niño creador de Eco-Banco ganó el premio Children’s Climate Prize 2018

José Adolfo Quisocala Condori, el niño arequipeño que creó un banco con más de 2 mil clientes, ganó el premio Children’s Climate 2018, otorgado por Telge Energy. Foto: Andina

La iniciativa Eco-Banco o Banco Cooperativo del Estudiante, del niño arequipeño José Adolfo Quisocala Condori, ganó el premio Children’s Climate Prize 2018 conferido por Telge Energy en reconocimiento a su proyecto, que constituye un ejemplo de emprendimiento ambiental en base a la educación e inclusión financiera para el desarrollo sostenible, informó la agencia Andina. 

A sus 13 años, José Quisocala se ha convertido en un líder promotor del desarrollo social, económico y ambiental de los estudiantes del Perú. En Eco-Banco, a través de actividades de educación e inclusión financiera para niños y jóvenes, se enfrenta la pobreza y forma a la ciudadanía.

A través de un video, TChilden’s Climate anunció que el ganador de este año era José Adolfo de Perú y compartió los argumentos del jurado.

“El Eco-Banco de José es una forma brillante de vincular la economía y el impacto climático, tanto en el pensamiento como en la práctica. Los niños pueden tomar microcréditos y pagar con artículos que son reciclables. El sistema ilustra claramente que los recursos comunes del planeta son limitados y que debemos ser conscientes del clima y reciclar los productos que ya no usamos. Crear conciencia del consumo. De esta manera, cuidar el medio ambiente se convierte en una inversión. Un sistema que otorga a los niños independencia económica y poder para influir en el clima. El impacto potencial es increíble”, señalaron.

Por su parte, José Adolfo explicó su proyecto de la siguiente manera: “Mi proyecto es un banco para niños y jóvenes en donde les enseño educación financiera y emprendimiento de una manera práctica y vivencial utilizando los residuos sólidos como moneda principal para las operaciones financieras […] pensé que los niños podíamos generar el gran cambio que nuestro medio ambiente necesita”.

Destacó además que su iniciativa tiene para los jóvenes, principalmente para las mujeres, un programa de formación empresarial juvenil llamado “Construyendo un Sueño”, donde se les enseña a construir su iniciativa empresarial y se les enseña a elaborar su plan de negocio. “Los mejores planes de negocio son financiados por nuestro banco”, subrayó.

“Formamos ciudadanía ambiental, responsable y participativa, haciendo del residuo sólido nuestra moneda para todas las operaciones de nuestra entidad financiera estudiantil”, remarcó.

Dato

Este no es el primer reconocimiento que cosecha Quisocala Condori, estudiante de la institución educativa Luis H. Bouroncle de Arequipa. En 2013 quedó finalista del Concurso Internacional de Inclusión Financiera para niños y jóvenes de Estambul (Turquía). De igual modo, ganó el premio internacional Financial Youth Finance Landscape del 2014, otorgado por Unicef y la CYFI en Nueva York.

En setiembre de 2012, el Ministerio del Ambiente le confirió un reconocimiento en el VII Congreso Iberoamericano de Educación Ambiental.

Noticias relacionadas

Nexos+1: Ciudadanos y empresas en busca de una economía sostenible

La SPDA y la UP inauguraron curso sobre gestión financiera y gestión por resultados

<Opciones innovadoras: ¿Cómo financiar la conservación?>

<[Opinión] Introduciendo al mercado de capitales en las inversiones verdes>

<Obras por impuestos (OXI): Hacia un mecanismo más atractivo para las Inversiones Verdes>

<[Opinión] Inversiones inteligentes en el sector ambiental>



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

twelve + 15 =