Se presentó importante estudio sobre brechas de género en la gestión del agua

  • Estudio profundiza evidencias sobre cómo las mujeres están excluidas del proceso de toma decisiones sobre la gestión del agua a nivel local, regional y nacional.
  • De 20 roles clave en la gestión del agua a nivel nacional, 19 exhiben una representación de mujeres menor al 35%.

El Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, junto a USAID y el Gobierno de Canadá, organizaron el evento “Hitos y Retos de la Igualdad de Género para la Seguridad Hídrica” con el objetivo de presentar los resultados del “Estudio de Brechas de Género en la gestión de la Infraestructura Natural y el Agua en el Perú” conducido por la ONG Forest Trends, que brinda evidencias de impacto sobre las desigualdades significativas en la participación de mujeres y hombres en la toma de decisiones sobre la infraestructura natural y el agua, a pesar de que las mujeres son en la mayoría de casos las principales usuarias del agua para el consumo doméstico, la agricultura de subsistencia, el cuidado de la familia y el saneamiento.

La presentación del estudio estuvo a cargo de Patricia Carrillo, especialista en género de Forest Trends para el Proyecto Infraestructura Natural para la Seguridad Hídrica, quién señaló que, a pesar de sus aportes, las mujeres participan menos que los hombres en espacios de decisión, de 20 roles clave en la gestión del agua a nivel nacional, 19 exhiben una representación de mujeres menor a 35%.

Además, manifestó que, en la educación el analfabetismo aún sigue teniendo rostro de mujer señalando que “las familias altoandinas aún consideran que, si hay que invertir los pocos recursos en educación, estos deben ser destinados a los hombres”. Esto se ve reflejado en los resultados del estudio que muestran que, a nivel nacional, 7% de la población mayor de 15 años no cuenta con educación primaria. En áreas rurales, 10% de la población no tiene primaria. Esta brecha afecta principalmente a las mujeres rurales que hablan en lengua originaria como su lengua materna, de las cuales, 20% no accede a educación primaria.

Otro importante hallazgo es el relacionado al trabajo remunerado: de acuerdo a la Encuesta Nacional de Uso del Tiempo (ENUT) realizada el año 2010, las mujeres trabajan un promedio de 75:54 horas a la semana, de las cuales 36:27 horas están dedicadas al trabajo remunerado y 39:28 horas al trabajo doméstico no remunerado. En el caso de los hombres, su trabajo semanal es en promedio 66:39 horas semanales, de las cuales 50:46 horas están dedicadas al trabajo remunerado y 15:54 horas al trabajo doméstico no remunerado, cifras que evidencian que las mujeres trabajan más horas y perciben menos ingresos que los hombres.

La presentación de estos y otros importantes hallazgos estuvo acompañada de un panel interinstitucional conformado por representantes del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, la Autoridad Nacional de Agua, la Superintendencia Nacional de Servicios de Saneamiento y la Asociación Servicios Educativos Rurales – SER. Cariño Ramos, directora de la Dirección de Articulación Sectorial e Institucional del MIMP afirmó que, “Desde su Ministerio están promoviendo el fortalecimiento de capacidades en gestión pública con enfoque de género a todas y todos los servidores del Estado”. Por su lado, Sonia Vidalón de la Sunass, mencionó que “La directiva MERESE que se ha publicado recientemente destaca la importancia de incluir la participación estratégica de la mujer en los servicios de saneamiento”. Por su lado Francy Cárdenas de la Autoridad Nacional del Agua, resaltó la importancia de contar con esta evidencia para los procesos de capacitación de hombres y mujeres, integrantes de las Juntas de Usuarios del Agua en las principales cuencas del país.

Este evento fue la oportunidad perfecta para que la directora de Transversalización del Enfoque de Género del MIMP, María Pía Molero, presente el libro “Iguales por el Agua, Memoria del Foro Igualdad de Género y Seguridad Hídrica” que recoge los hallazgos y conclusiones del Foro sobre Igualdad de Género y Seguridad Hídrica, a partir del intercambio entre experiencias internacionales y los esfuerzos que se vienen desarrollando en el Perú para avanzar en el logro de la igualdad en la gestión del agua.

Estos dos documentos recogen la importancia y necesidad de trabajar con enfoque de género para que las mujeres y los hombres participen con igualdad en la gestión de los recursos hídricos. “Cada persona tiene la oportunidad de hacer el cambio desde su rol para disminuir la brecha de género que existe en la gestión del agua” concluyó Fernando Momiy, director del Proyecto Infraestructura Natural durante el cierre del conversatorio.



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

three × two =