Ojo Público: Candidatos en Madre de Dios no declararon concesiones de oro

Foto: Andina

Un reciente reportaje de portal de investigación Ojo Público revela que diversos candidatos al Gobierno Regional de Madre de Dios (entre posibles gobernadores y vicegobernadores) no han declarado ante el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) ser propietarios de concesiones mineras de oro.

[Lee el reportaje completo aquí]

Como se recuerda, Madre de Dios es la región más afecta por la minería ilegal e informal. Esta actividad destruye miles de hectáreas de bosques al año (incluso en áreas protegidas), contamina cuerpos de agua, invade terrenos agrícolas y trae consigo otros problemas sociales como la trata de personas, la delincuencia, entre otros. Por ello, se espera que las autoridades locales y regionales luchen contra este flagelo, impulsando un proceso de formalización eficiente y recuperando las áreas donde está prohibido realizar esta actividad.

Entre los candidatos al gobierno regional que no han declarado sus concesiones mineras se encuentran Juan Imura Cjuno del partido Fuerza por Madre de Dios. Además de ser propietario de tres concesiones mineras (que juntas suman mil hectáreas), está relacionado a empresas de maquinaria pesada, medios de comunicación, entre otros.

“Imura Cjuno, quien propone un plan de gobierno con ‘minería amigable y limpia’ por parte del ‘pequeño productor’ de oro, fue investigado por tráfico de insumos químicos para la minería ilegal. Según información del Ministerio Público, el candidato además tiene una indagación preliminar por lavado de dinero en la Segunda Fiscalía Penal Corporativa de Tambopata”, afirma Ojo Público.

Foto: Ojo Público

[Madre de Dios: Conoce a los siete candidatos vinculados con la minería informal e ilegal]

Otro candidato que aspira a ocupar el cargo que hoy ostenta Luis Otsuka (exdirigente minero) es Julio Luna del partido Avanza País. Es el actual acalde de Laberinto y proviene de una familia netamente minera. Su padre tiene cinco concesiones (más de 900 hectáreas), su esposa tiene en trámite un derecho minero en Kosñipata (Paucartambo, Cusco) y él mismo está inscrito en el Registro Integral de Formalización Minera (Reinfo) a través del derecho minero Playa Junior, que se encuentra a nombre de su padre.

“El plan de gobierno de Luna Pérez tiene una contradicción: aunque busca promover la minería responsable, preservar el medio ambiente y la biodiversidad; plantea la derogatoria del Decreto Legislativo 1107, que fiscaliza el transporte y comercialización de equipos e insumos utilizados en la minería ilegal”, señala el portal de investigación.

Amado Romero, también conocido como ‘Comeoro’, es otro de los candidatos que no han declarado sus concesiones. Postula por el partido Siempre Unidos y es conocido porque -al igual que Luis Otsuka- fue dirigente de la Federación Minera de Madre de Dios (FEDEMIN) y excongresista.

“[Romero] no informó acciones societarias en empresas y tampoco las cuatro concesiones mineras a su nombre en el Ingemmet: Talibán, Talibán 1, Tres de Agosto 1 y Sol de Mayo, que suman 1.300 hectáreas y que están ubicadas en Laberinto”, se lee en el reportaje.

“El 2011, El Comercio reveló que Romero, siendo congresista, controlaba a través de terceras personas 10 concesiones por una extensión total de 4500 hectáreas. Por estos hechos, el Congreso lo suspendió 120 días. Luego, fue involucrado en otros procesos por minería ilegal y peculado. El último, del 2017, por contaminación y bajo investigación preliminar en la Fiscalía Provincial Especializada en Materia Ambiental de Madre de Dios”, afirma Ojo Público.

Entre los candidatos a vicegobernadores vinculados con la minería se encuentran Karina Valdivia Ramírez (Perú Libertario), Lino Aquino Ttito (Somos Perú), y Fernando Arambulo Purizaca (Unión por el Perú). Valdia fue investigada por lavado de activos, Aquino por peculado y defraudación profesional, mientras que Arambulo no declaró que posee una concesión.



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

3 × 2 =