Nueva Ley permitirá a Chachapoyas tener agua de mejor calidad

tilacancha_7

Rosa PinedaEscribe Rosa Pineda / Programa de Conservación de la SPDA

El 11 de junio de este año, el Congreso aprobó la Ley 30215, Ley de Mecanismos de Retribución por Servicios Ecosistémicos (MRSE). Los servicios ecosistémicos (SE) son aquellos beneficios que nos brinda la naturaleza cuando está bien conservada y, dependiendo del ecosistema que los provee, pueden ser SE provistos por los bosques o servicios ecosistémicos hidrológicos (SEH), si los provee una cuenca, entre otros ecosistemas fuente. Por ejemplo, un SEH es la capacidad de una cuenca de proveer agua en mejor cantidad y calidad a quienes la consumen río abajo.

A través de los MRSE, las personas que se benefician de los servicios ecosistémicos brindados por un ecosistema en particular pagan o retribuyen a los titulares de ese ecosistema para que lo sigan cuidando y sus servicios se mantengan. Estos acuerdos voluntarios son formas creativas y útiles de conservar la naturaleza, dándole un reconocimiento a quienes realizan esfuerzos por cuidarla.

Mejor agua para Chachapoyas con un Mecanismo de Retribución por Servicios Ecosistémicos Hidrológico (MRSEH)

Tilacancha03

En Amazonas, San Isidro de Mayno y Levanto son dos comunidades campesinas ubicadas en las fuentes de la quebrada Tilacancha, el rio que alimenta de agua a todos los habitantes de la ciudad de Chachapoyas.

Los pajonales y bosques montanos de San Isidro de Mayno y Levanto son claves porque mantienen el flujo del agua que llega a Chachapoyas. Estos ecosistemas permiten no sólo que el agua se mantenga constante, sino que llegue limpia. Sin embargo, el agua de Chachapoyas está bajo amenaza por la quema de pajonales y la tala de los bosques para agricultura y ganadería.

Así, desde el 2011 diversas instituciones públicas de Chachapoyas y las comunidades campesinas, acompañadas por organizaciones sin fines de lucro, decidieron establecer un mecanismo de retribución por servicios ecosistémicos hidrológico para lograr mantener sanos los ecosistemas que proveen de agua a la ciudad, con el aporte de todos los ciudadanos. Para esto, en un futuro cercano, la empresa municipal de agua de Chachapoyas, EMUSAP, aumentará la tarifa de agua potable para financiar con esos fondos extras las actividades de conservación en Tilacancha, y así contar con agua de mejor calidad para la ciudad.

La Ley de Mecanismos de Retribución por Servicios Ecosistémicos brinda seguridad jurídica al esquema del agua de Chachapoyas

La reciente Ley de MRSE llega en un momento oportuno porque consolidará mecanismos como el de Chachapoyas, e incentivará otros más. En primer lugar, la norma aclara que los servicios ecosistémicos son Patrimonio de la Nación y, por lo tanto, se encuentran bajo el dominio eminencial del Estado. Así, se le otorga al Ministerio del Ambiente la calidad de ente rector de los MRSE, y está encargado de validarlos, regularlos y supervisarlos a través de un registro al cual todos los MRSE como el de Chachapoyas se deben inscribir.

Además, la norma uniformiza términos, algo útil porque ayuda a dar mensajes más claros sobre el objetivo de estos esquemas. Así, por ejemplo, la Ley deja de lado distintos términos usados anteriormente como “Compensación por Servicios Ambientales” en favor de “Retribución por Servicios Ecosistémicos”. El término “compensación” confundía a la población porque le daba una connotación excesivamente económica al acuerdo, y le restaba importancia a la iniciativa de conservación. Además, señala que el término más exacto para identificar a los servicios que nos brindan los ecosistemas es el de “servicio ecosistémico” y no el de “servicio ambiental”.

La Ley también aclara quiénes tienen derecho para establecer MRSE y ser parte de ellos. La norma señala que existen dos partes, una que contribuye a conservar el ecosistema y que son aquellos que tienen un derecho sobre la tierra, y la que retribuye para que continúen las actividades de conservación y que son los que se benefician de los servicios ecosistémicos. Así, en el caso del MRSE de Chachapoyas, las comunidades campesinas de San Isidro de Mayno y Levanto son la parte “contribuyente al servicio ecosistémico”, que se ha comprometido a conservar sus pajonales y bosques montanos para mantener los flujos y calidad de agua. Y, su contraparte, la empresa municipal de agua de la ciudad, EMUSAP, es la “retribuyente por el servicio ecosistémico”, que se compromete a dar incentivos o establecer proyectos a favor de las comunidades por sus acciones de conservación.

Finalmente, esta Ley facilita el financiamiento de los MRSE como el Chachapoyas. La norma autoriza a las entidades públicas, como a EMUSAP, a recaudar recursos económicos para estos fines y luego transferirlos a quienes lleven a cabo las acciones de conservación en el marco de un esquema de MRSE. Así, EMUSAP está ahora autorizada a cobrar una tarifa extra y retribuir con esos fondos a las comunidades campesinas de Levanto y San Isidro de Mayno. En este caso, la retribución consistiría en el desarrollo de proyectos, como la implementación de un sistema de patrullaje para el cuidado de la zona, el desarrollo de un plan ganadero para ordenar esta actividad en los territorios comunales, el fortalecimiento de las capacidades de las comunidades para mejorar la cadena productiva de la papa, entre otros que sirvan para mantener sanos sus bosques y pajonales.

De este modo, puedo decir, que la norma trae una serie de aspectos positivos y que impulsan la adecuada implementación del esquema de MRSEH en Tilacancha, sin embargo, quedan temas legales por perfeccionar que deberán incluirse en el Reglamento de esta Ley. Por ejemplo, se debe establecer el procedimiento de validación que usará el Ministerio del Ambiente, así como los criterios diferenciados que se usarán para inscribirlos en el registro, teniendo en cuenta que algunos mecanismos son pequeños y no deberían necesitar de muchos requisitos. El Ministerio ya inició el proceso para reglamentar la Ley y deberá concluirlo en los próximos meses, pero, de la mano con este esfuerzo, deberá también dar a conocer las grandes oportunidades que brindan los MRSE para mantener los ecosistemas y a la vez brindar servicios a todos los peruanos.

DATOS:

– La Ley de Mecanismos de Retribución por Servicios Ecosistémicos fue aprobada por unanimidad en el Congreso de la República el 11 de junio de este año, con apoyo del Ministerio del Ambiente.

– De acuerdo a la Evaluación de los Ecosistemas del Milenio, los servicios ecosistémicos son los beneficios que la gente obtiene de los ecosistemas, como buena calidad de agua, regulación del clima, polinización de los cultivos, entre otros.

– Tilacancha es el nombre del área en donde se implementa el Mecanismo de Retribución por Servicios Ecosistémicos de Chachapoyas. Esta ha sido reconocida oficialmente por el Ministerio del Ambiente, como Área de Conservación Privada mediante Resolución Ministerial N° 118-2010-MINAM.

– La empresa municipal de agua de Chachapoyas está proponiendo un pago extra en la tarifa de agua que sirva para financiar las actividades de conservación de los pajonales y bosques montanos de las San Isidro de Mayno y Levanto.



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

14 + 16 =