Luis Gonzales: “Centros poblados y la agricultura son los principales contaminantes de los ríos Rímac, Chillón y Lurín”

“La fuente fundamental de contaminación y envenenamiento de los ríos Rímac, Chillón y Lurín son los centros poblados, y la actividad agrícola, debido a que muchos agricultores no cuentan con un sistema de riego adecuado”, señaló Luis Alberto Gonzales, presidente del Fondo para la Compensación de las Cuencas y los Recursos Hídricos de Lima y Callao (Aquafondo), en entrevista con Actualidad Ambiental TV.

Gonzales habló también del objetivo de Aquafondo, una iniciativa integrada por seis instituciones privadas que busca mejorar la gestión del agua y la calidad ambiental mediante la protección de las tres principales cuencas de Lima, buscando siempre la participación de actores gubernamentales y de la comunidad.

“Es una iniciativa que se imita a otras anteriores (Quito y Bogotá) que tienen como desafío dotar de agua de calidad a los más de 9 millones de habitantes de Lima, no solo a su población sino a todas sus actividades productivas”, señaló Gonzales.

Actualmente, Aquafondo trabaja en cinco importantes proyectos, “uno de ellos está orientado a trabajar con comunidades campesinas para promover el uso del aspersor que permitiría dos cosas: el ahorro del agua y evitaría que se arrastre sedimento a las cuencas de los ríos”.

El otro proyecto tiene que ver con la recuperación actividades ancestrales, como el empleo de las “amunas”, antiguos reservorios que almacenan la lluvia y agua de ríos desviados con el fin de aprovecharlos a través de puquios de la zona baja en épocas sin lluvias.

CUENCAS REQUIEREN INVERSIÓN

Según Luis Gonzales, Aquafondo busca también el aporte de un sol por cada habitante de Lima que paga el agua a través de recibos. Esto permitiría la acumulación de unos 15 millones anuales, los cuales se usarían en proyectos para mejorar la calidad de agua de la capital.

Asimismo, indicó que trabajan para que se cobre el costo real del agua, sobre todo en el caso de las industrias y la agricultura. Ello permitiría un uso de agua más eficiente, lo que beneficiaría a los que aún no cuentan con el acceso a este recurso.

“El consumo per cápita de agua que tenemos es casi el doble del promedio de Europa, por ello ganaríamos mucho su tuviéramos una cultura del consumo eficiente”, señaló, agregando además que, desde su creación, los proyectos de Aquafondo ha generado el interés de varias regiones de país, los cuales buscan replicar estas iniciativas.

Aquafondo está constituido con aportes voluntarios de empresas e instituciones, así como la contribución de recursos de entidades de cooperación. Los socios fundadores son el Grupo GEA, The Nature Conservancy (TNC), Fondo de las Américas (FONDAM), Pontificia Universidad Católica del Perú (PUCP), Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA) y la Corporación Backus.



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

3 × 3 =