[Fotos] Conoce Carpish, la primera área de conservación regional de Huánuco

  • El Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish protege especies endémicas que viven en la zona de encuentro de los Andes y la Amazonía, en la región Huánuco. 

 

Huánuco es una de las regiones privilegiadas del país que posee dentro de su territorio zonas de sierra y selva, donde se pueden encontrar diversos escenarios naturales de gran importancia, como glaciares y extensos bosques. Sin embargo, existe una zona que llama particularmente la atención: el encuentro entre los Andes y la Amazonía, lugar donde se ubica la Cordillera de Carpish, lugar de alta biodiversidad y de importancia paisajística.

Pese a su valor natural, la zona sufría diversas amenazas, entre ellas la deforestación para fines agrícolas. Por ello, para conservar el lugar, el Gobierno Regional de Huánuco inició el proceso para el establecimiento de un ACR que finalmente concluyó el 1 de enero de 2020, fecha en que se creó el Área de Conservación Regional Bosque Montano de Carpish, a través del Decreto Supremo 014-2020-Minam.

Tal como lo indica el Ministerio del Ambiente (Minam), el objetivo del ACR es “conservar una muestra representativa de las Yungas Peruanas y Punas húmedas de los Andes Centrales, así como de la biodiversidad asociada a la Cordillera de Carpish, garantizando la provisión de servicios ecosistémicos en beneficio de las poblaciones locales, el uso de recursos naturales y la reducción de los efectos del cambio climático”.

Esta área, de 50 559.21 hectáreas, abarca zonas de los distritos de Monzón (provincia de Huamalíes), Mariano Dámaso Beraún (provincia de Leoncio Prado), Chinchao (provincia de Huánuco) y Marías (provincia Dos de Mayo). El ACR además asegura la conectividad biológica que integran el Parque Nacional Tingo María, las Áreas de Conservación Privada San Marcos, Jirishanca y Panguana, el Parque Nacional Cordillera Azul y la Reserva Comunal El Sira.

Según el Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas por el Estado (Sernanp), dentro del lugar podemos encontrar aves endémicas como el colibrí cobrizo, la tangara de bufanda dorada y el cucarachero peruano, por lo que se le considera como centro de una gran diversidad de aves (Important Bird and Biodiversity Areas – IBA).

El ACR también es hábitat de especies registradas en categorías de conservación nacional e internacional como el oso de anteojos, la pava andina y el hormiguero. En esta zona se han hallado también 78 especies de flora endémicas para el Perú (de los cuales 30 son endémicas del lugar), así como una importante variedad de orquídeas que han despertado el interés de especialistas en todo el mundo.

El establecimiento del área también es importante, afirma Sernanp, porque fortalece la gestión participativa e involucramiento de los actores locales (comunidades campesinas, caseríos y centros poblados), mediante el desarrollo de actividades económicas sostenibles orientadas al turismo rural comunitario.

La creación de esta nueva ACR fue impulsada por el Gobierno Regional de Huánuco, con el apoyo de organizaciones como Andes Amazon Fund, el Fondo de Alianza para Ecosistemas Críticos, Naturaleza y Cultura Internacional, y con la asistencia técnica constante del Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Sernanp).

[Conoce más sobre el ACR es la siguiente galería del fotógrafo Diego Pérez.]


COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario

14 + nine =