¿Pizango a la Presidencia? En Aidesep lo ven como una posibilidad (entrevista a Saúl Puerta)

Horas después de regresar a Lima, tras mantenerse por semanas en exilio en Nicaragua, Saúl Puerta Peña, secretario nacional de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep), no descartó una eventual postulación de Alberto Pizango, el exiliado presidente de esta institución, a la Presidencia de la República.

“Cuando me preguntaron dije que nosotros no hemos dicho eso, los pueblos no han dicho eso. Eso no es así, pero, si la población lo propone, Alberto puede ser candidato”, refirió el dirigente, que pasó varios días de exilio en Nicaragua junto a Pizango.

Durante la entrevista con Actualidad Ambiental, Puerta aseguró, además, que fue el gobierno el principal responsable de los trágicos sucesos del 5 de junio en Bagua. Para el dirigente, “los pueblos mantuvieron una firme posición porque si no hacíamos eso (el bloqueo de la carretera), iban a dar las puertas abiertas a las grandes transnacionales para que hagan lo que ellos quieran”.

Saúl Puerta regresó al país para participar como representante de Aidesep en la mesa de diálogo implantada para investigar los sucesos de Bagua.

A continuación, algunos otros pasajes de la entrevista:

———————————————–

¿Es posible una reconciliación entre Aidesep y el Estado? Si es que alguna vez estuvieron conciliados ambos.
Vamos a buscar la reconciliación. Y cuando digo reconciliación hablo de todas las alianzas de los pueblos. No vamos a reconciliarnos con el gobierno, porque ellos saben qué es lo que están haciendo. Ellos no quieren coordinar con los verdaderos dirigentes. Ellos quieren dividir más para crear un conflicto interno en las organizaciones, como lo hizo el gobierno al crear una organización fantasma de Aidesep. Y, por otro lado, está APCI. Para nosotros la fiscalización de APCI es un hostigamiento permanente.
Además, la persecución sigue porque han congelado nuestras cuentas. Ese es un abuso más. Nosotros sólo somos dirigentes que representamos a los pueblos. Eso lo consideramos un abuso. (…) Piensan que somos corruptos. Pero lo único que Aidesep ha exigido desde hace treinta años es reclamar por los derechos, para que los pueblos se titulen, se formalicen para que nadie ingrese a invadir los territorios. Eso es lo que se reclama: vivir en paz sin contaminación ni invasión de terceros. Por eso se rechazaron los decretos.

¿Por qué han regresado? ¿Qué garantías, desde lo judicial, tienen?
Estamos esperando que nos cambien la orden de detención a comparecencia. No tenemos todas las garantías. Tal vez, por salir a declarar a la prensa, podríamos tener otra detención. Pero nuestro compromiso ha sido regresar y estar al lado de los pueblos. Ellos han confiado en nosotros, y no los vamos a defraudar.
Queremos que se haga justicia, pero con la verdad. Y hay que tener en cuenta que nosotros hemos regresado porque somos inocentes. No hemos hecho ningún delito. Ni Alberto (Pizango), ni Servando (Puerta) o los cinco dirigentes que han estado denunciados. Sólo somos los portavoces de los pueblos. (…) Hemos transmitido la voz del pueblo al gobierno.

Ustedes llegaron a tener un acuerdo en el Congreso…
Nosotros estamos seguros que el responsable directo de estos hechos lamentables es Javier Velásquez Quesquén. Él era el presidente del Congreso. Si él hubiera tenido buena voluntad, hubiera convocado y derogado los decretos y no pasaba nada. Porque no eran 10 o 15 días de movilización, sino que eran 56 días. Igual Yehude Simon. Ellos son los responsables directos.

¿Cuál es el objetivo final del gobierno?
Pensamos que es que los pueblos den la razón a ellos. El objetivo es desaparecer a las organizaciones que reclaman para que ellos hagan lo que quieren con la Amazonía. Nosotros creemos que al defender la Amazonía estamos defendiendo a la humanidad. No podrán hacerlo, sin embargo, porque los peruanos se han dado cuenta que al defender los bosques se está defendían do el pulmón más grande del planeta, sobre todo cuando se agudiza el cambio climático. Por eso vamos a persistir de manera pacífica. Porque para miles de familias la Amazonía es un espacio de vida. Los pueblos no van a aceptar más concesiones madereras, petroleras. Vamos a estar firmes con los deseos del gobierno.

¿De qué forma crees que ustedes pudieron haber manejado esta situación, para que no se produzca la muerte de tantas personas?
Nuestro objetivo era que el gobierno cumpla con los acuerdos. Había un acuerdo: la comisión multipartidaria (del Congreso) recomendó la derogatoria. Desde esa base hemos exigido que se cumpla sin tener una intensión de nada. No inventamos las ideas. Hubo recomendaciones de las Naciones Unidas, de los grandes catedráticos, de los grandes intelectuales, entonces Aidesep sólo exigió. Pero, también los pueblos mantuvieron una firme posición porque si no hacíamos eso, iban a dar las puertas abiertas a las grandes transnacionales para que hagan lo que ellos quieran.
No hemos cometido fallas. Tampoco ningún delito, conspiración o apología. Sólo nos paramos a exigir que se cumpla esto, exigimos. Por eso decimos que el único responsable es el gobierno a través del Poder Legislativo, que en su momento sí pudieron haber derogado estos decretos, y se evitaban las muertes. Sólo esperaron que haya muertes para derogar.

¿Existe una intensión, por parte de Alberto Pizango, de postular en las próximas elecciones presidenciales?
No hay una decisión unánime de los pueblos. Cuando me preguntaron dije que nosotros no hemos dicho eso, los pueblos no han dicho eso. Eso no es así, pero, si la población lo propone, Alberto puede ser candidato. Pero por momento no hay una decisión definitiva.

Para ustedes, ¿dónde quedó Antonio Brack en el debate sobre los decretos legislativos?
Brack perdió su representatividad desde el 2008, cuando los pueblos lo rechazaron de San Lorenzo. Desde allí, los pueblos han propuesto que ya no se haga negociación con ellos. No está defendiendo como debe ser. Antes, era defensor de la Amazonía (…) pero lo que hizo fue arrimarse a esta política y darse espacio al clientelismo o a vender la Amazonía.



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario