Bosques de Neblina y Páramos de Samanga, primera Área de Conservación Privada en Piura

bosque de neblina samanga 1

La primera Área de Conservación Privada (ACP) de Piura acaba ser reconocida a perpetuidad por el Ministerio del Ambiente, se trata de los Bosques de Neblina y Páramos de Samanga, la cual fue promovida por la Comunidad Campesina Samanga, y su meta es conservar una muestra representativa de los ecosistemas de bosque de niebla y páramos de los Andes del Norte del Perú.

Mediante Resolución Ministerial Nº 117-2013-MINAM, se estableció además que esta Área de Conservación Privada, ubicada en el distrito y provincia de Ayabaca, contribuirá con la recuperación de la biodiversidad y los servicios ambientales asociados al área protegida.

El Servicio Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Sernanp) detalló que la extensión de esta ACP es de 2 mil 888 hectáreas y forma parte del corredor biológico transfronterizo, conectándose desde el lado sur del Parque Nacional de Podocarpus con el Bosque Angaschola de la Comuna de Cochecorral por parte del Ecuador, uniéndose con los bosques y páramos de Ayabaca y Pacaipampa hacia el norte del Perú, llegándose a unir por el noreste con el Santuario Nacional Tabaconas Namballe.

DETALLES SOBRE LA PRIMERA ACP DE PIURA

El Bosques de Neblina y Páramos de Samanga es refugio de una gran diversidad de flora y fauna, principalmente del oso de anteojos y de una gran variedad de aves de las cuales tres son endémicas de la zona (la pava barbada, el colibrí de alas castañas y el ángel del sol de garganta púrpura).

En cuanto a su flora los Bosques de Neblina y Páramos de Samanga presentan 217 especies distribuidas en 19 familias. En la parte alta del bosque predomina la vegetación herbácea y arbustiva, destacando el ichu, la puya de oso y pequeños arbustos de hojas pequeñas y gruesas, que llegan hasta 1.50 metros de altura. Mientras que en los sectores El Toldo y Espíndola se encuentran especies de árboles de 10 a 25 metros de altura y de hasta un metro de diámetro.

 

______________

Foto: Sernanp



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


2 comentarios · Dejar un comentario

  • Alejandro Zegarra Pezo. dijo:

    Es lamentable que otras zonas menos alteradas de Paramos y Bosques de neblina,como es el caso de Cerro Negro en Yanta de Ayavaca pretendan ser entregadas a la destruccion minera,sin importar que alli existen especies en riesgos criticos de extincion como el Tapir andino (Tapirus pinchaque),decenas de otras en vias de extincion y otras ni siquiera registradas cientificamente,aparte de la fastuosa arqueologia que tambien sera devorada por el monstruo minero,apoyado en todo momento por nuestro gobierno.
    Las valientes comunidades campesinas de Ayavaca y de toda nuestra serrania son los unicos confiables y celosos guardianes de sus Paramos y Bosques de neblina de los cuales nos viene nuestra propia vida.

  • César dijo:

    Eso sería una desgracia

three × four =