Advierten que más de 10 lagunas podrían desbordarse en la Cordillera Blanca

Foto: Andina

* Benjamín Morales, presidente ejecutivo del Instituto Nacional de Investigación de Glaciares y Ecosistemas de Montañas (Inaigem), afirmó que pese al peligro que significan estas lagunas, las autoridades de Áncash y la PCM no están tomando precauciones.

 

El 13 de diciembre de 1941, un enorme bloque de glaciar del nevado Palcaraju cayó sobre la laguna Palpacocha (Huaraz-Áncash) y esta se desbordó, arrastrando lodo y piedras hasta la ciudad de Huaraz, y causó la muerte de unas 1800 personas. En la actualidad, la misma laguna ha crecido 34 veces y amenaza nuevamente a la ciudad.

La crecida de la laguna ubicada a 4562 metros de altura, según el Inaigem, se debe a la desglaciación acelerada producida por el cambio climático. En la actualidad contiene 15.6 millones de metros cúbicos de agua y su crecida supone un riesgo para la capital de Áncash, que posee más de 120 mil habitantes.

En conversación con Actualidad Ambiental, Benjamín Morales, presidente ejecutivo de Inaigem, afirmó que la Cordillera Blanca ha sido la cadena glaciar más afectada por el cambio climático a nivel mundial y ello se traduce en la desglaciación de importantes nevados y la crecida de las lagunas que ahora suponen un peligro para las poblaciones.

Según Morales Arnao, en el caso de Palcacocha se debería realizar cuanto antes las obras de seguridad para desaguar la laguna, pero “para el Gobierno no es prioridad”.

[Ver además el especial fotográfico-> Áncash: desglaciación en la Cordillera Blanca]

“La investigación lo hace el Inaigem, pero lo que importa finalmente es la ejecución de obras de prevención. Nosotros damos la recomendación y advertimos sobre los riesgos”, explicó el ingeniero, quien agregó además que en caso de desastre se pueden perder vidas humanas y hasta 10 mil millones en infraestructura en toda la cuenca del río Santa, pese a que las obras no pasan de 50 millones de soles.

“Al final es responsabilidad de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM) porque es la que distribuye el dinero. Nosotros ya les hemos dado la información muchísimas veces”, acotó.

¿Qué otras lagunas se encuentran en riesgo?

En la publicación “Situación de los glaciares y ecosistemas de montaña en el Perú” (2017), el Inaigem resaltó que 19 de 21 lagunas de la Cordillera Blanca se encuentran en alto riesgo. Esto supone un peligro para miles de personas que viven en el Callejón de Huaylas y el Callejón de Conchucos.

“En este momento (2018) hay más de una decena de lagunas en riesgo, solo en la Cordillera Blanca, pero aún no se ha podido establecer el grado de peligro de cada una porque se necesita investigar, pero no nos alcanza el presupuesto. Esto no sólo implica la pérdida de vidas humanas, sino también de infraestructura”, puntualizó el titular del Inaigem.

“No existe la capacidad económica suficiente en nuestro caso para enfrentar el asunto. Lo grave es que el Estado peruano no tiene ningún organismo encargado de la seguridad. Teóricamente esas acciones deberían hacerse desde el Gobierno Regional, pero las gestiones son pésimas y desgraciadamente, en el caso de Áncash, es la peor. No tienen ninguna capacidad para hacer esto. Por ello estamos sugiriendo al Gobierno que debe crearse un organismo encargado de la solución de estos problemas”, agregó.

Aluvión que sepultó Yungay y Ranrahirca en 1970. Foto: ANA

Morales Arnao manifiesta además con preocupación que cuando se trata de la construcción de infraestructura para evitar desastres como aluviones, se contrata la oferta más barata y esta no sirve. “Entran a trabajar personas que no tienen idea de ese tema específico”, señaló.

“Durante más de cuatro décadas el Gobierno tuvo un organismo llamado División de Glaciología y Seguridad de Lagunas, con el cual se ejecutó 34 obras de seguridad que han funcionado excelentemente hasta ahora. Eso fue desde 1967 hasta el 2000. Desde el 2000 hasta ahora no se han realizado obras importantes porque esa oficina fue liquidada y pasó a Agricultura, convirtiéndose a la Unidad de Glaciares y Recursos Hídricos. Ahora no hay un organismo de ese tipo”, explicó el experto.

Entre las lagunas que presentaban un alto riesgo (al 2017), además de Palcacocha, se encuentran Cancará Grande, Yanaraju y Allicocha, en la provincia de Asunción; Safuna Alta, Safuna Baja y Pucacocha, en la provincia de Pomabamba; Arizon Alta y Arizon Baja en la provincia de Huaylas; Hualcacocha, 513 y Cocha en la provincia de Carhuaz; y Mullaca, Llaca, Rajucolta, Tullparaju, Cuchillacocha, Ocshapalca en la provincia de Huaraz.

En enero pasado, el Inaigem instaló un sistema de monitoreo en tiempo real en la laguna Palpacocha. Sin embargo, hace falta hacer lo mismo con las demás lagunas, pero el presupuesto aún no es suficiente.

DATOS:

* En 1970, un terremoto de 7.9 grados produjo un aluvión que sepultó a la ciudad de Yungay y Ranrahirca. Fallecieron más de 25 mil personas.

* El Inaigem tiene por finalidad fomentar y expandir la investigación científica y tecnológica en el ámbito de los glaciares y ecosistemas de montaña, promoviendo su gestión sostenible en beneficio de las poblaciones que viven o se benefician de dichos ecosistemas. Está adscrito al Ministerio del Ambiente (Minam).



COMENTARIOS FACEBOOK
OTROS


Dejar un comentario